Santuarios

Famoso santuario en un billete de 5 rupias de Paquistán

(del santo Hazrat Bahudin Zakariya en la ciudad de Multán)

Se trata de una de las innumerables tumbas de santos musulmanes esparcidas por todo el antiguo territorio del Gran Mogol

Mientras que el Islám tiene como sólo profeta a Mahoma, el pueblo reverencia a miles de santos visitando los mausoleos donde están enterrados (dárbar, dárgha) Algunos reseñados en este blog son:

Hazrat Muinudín Chisti  (India)

Hazrat Data Sahab  (Lahore, Paquistán)

Hazrat Mian Mir (Lahore, Paquistán)

En estos centros de devoción se acude constantemente a orar. Si el día de la mezquita es el viernes, el día de los santuarios es el jueves, cuando suele reunirse una gran concurrencia (el jueves fué escogido adrede para no interferir con el viernes)

A diferencia de la mezquita (dominio casi exclusivo de los varones) los santuarios son visitados diariamente por mujeres, hombres y niños sin distinción

En ellos se encienden velas o lámparas votivas (día) se toca o se besa la tumba, se reza ante ella con las manos alzadas en la postura típica de la plegaria islámica (ver fotos abajo)

Los peregrinos deben traer consigos dones, que engrosan las arcas del santuarios. Pueden ser desde guirnaldas de flores o sus sucedáneos de papel colorido (los más populares) hasta primorosos mantos bordados para cubrir el cenotafio (también populares) y regalos en efectivo. Los alrededores del santuario suelen serr animados bazares donde se consiguen las ofrendas

Se acude a los santuarios a efectuar ruegos y votos por todo tipo de trance, las recien casadas para quedar embarazadas, los estudiantes para pedir por sus exámenes, los políticos por las próximas elecciones..

El aniversario (urs) del santo es una gran fiesta anual que atrae a miles de peregrinos, como en el catolicismo popular

Se celebra con inmensa afluencia de devotos. El ambiente es de fiesta o kermesse con grandes bazares adosados, donde abunda la música sagrada (qawali) y otras manifestaciones folklóricas de religiosidad (¡que no excluyen en ocasiones el fumar ciertas hierbas tóxicas!) según las prácticas del misticismo sufí. Por el entorno de la tumba deambulan los famosos fakires o santones del Islám –  algunos poco menos que pordioseros ..

El islam ortodoxo de La Meca desaprueba de la existencia de estos santuarios. Están erigidos después de todo a hombres, por más fama de santidad que hayan tenido. Solo Alá es digno de adoración…

El pueblo se desatiende de esta ortodoxia, y en Paquistán (y casi todo el resto de los países islámicos) el culto popular gira en torno a la veneración de santos..

Mientras que la modernidad occidental acapara más y más ámbitos de la sociedad, éstos santuarios son un refugio de la tradición. Abiertos permanente, allí puede irse a rezar, distraerse, enterarse de novedades, incluso a echarse una siesta.. (ver fotos abajo)

En ese sentido comparten funciones con la mezquita, pero sin sus restricciones (a las mujeres, a la música..) El campesino hallaba aquí casi su única distracción, con el aniversario del santo (urs) algo así como nuestro carnaval…

Gran parte de los términos y elementos relacionados a los santuarios en Paquistán  (incluyendo a muchos de los santos mismos) son oriundos de la vecina Persia (Irán) pues desde allí históricamente llegó el Islám hacia estas tierras

Por otra parte, en ocasiones, éste culto a los santos es casi indistinto a la veneración a los gurúes de la vecina India (que Paquistán integró hasta hace sesenta años) y a otros elementos del politeísmo hindú, si bien bastante modificados. Entre otros: los fakires deambulantes, la expectativa de la vislumbre (darshan) del pir, el besado de sus manos, rodillas, pies, el encendido de lámparas, los comedores comunales…

Frecuentemente estos compejos sagrados tienen asociados salones de reunión y hosterías para los peregrinos o miembros de la hermandad (janqas o en ingles khanqahs) piletas de ablución, comedores y otros anexos de servicio a la comunidad. Son el centro alrededor del cual muchas veces sigue girando la vida popular..

Cerca suelen haber arroyos, estanques o árboles “sagrados” (otra herencia del hinduísmo) Éstos últimos suelen ser ejemplares del árbol de baniano, o de ficus religiosa, (en inglés banyan tree, pipal tree) el típico árbol de la India que (como nuestro ombú) suele crecer solitario, con largas raíces que cuelgan de sus ramas formando un gigantesco y laberíntico tronco..

De estos árboles pueden verse colgando coloridos pañuelos o velos femeninos (dupatta) Se trata de votos o promesas efectuadas por el pueblo al santo, mayoritariamente por las mujeres. Los velos se atan al realizarse el ruego, se desatan al cumplirse…

Hay santuarios monumentales de gran valor artístico e histórico. Éstos suelen atraer a millones de fieles anualmente. Otros en cambio yacen abandonados en zonas apartadas, ruinosas tumbas alrededor de las cuales se tejen fantásticas leyendas locales. Los hay nuevos y modernos (porque los santos no han vivido sólo al pasado, existen los muy recientes) Los hay finamente humildes y pequeños, apenas un muro bajo alrededor de la tumba del hombre santo. Cada aldea aspira a tener su propio santuario…

(cliquear fotos de santuarios en Paquistán abajo para ampliar)

haji-ali-mosque-cc-phaif1

146001dscf0018001

Los santuarios pueden contener además grandes muestras de arquitectura tradicional

Mucho del legado arquitectónico del Imperio Mogol yace hoy en ruinas. Para darse una idea de lo que pudo haber sido mientras funcionaba, el visitante podrá tal vez dirigirse a una de estos santuarios

Allí el visitante podrá deambular entre una multitud que va y viene (descalza) por deslumbrantes atrios de mármol blanco y galerías cubiertas por alfombras, bajo bóvedas y arcos exquisitamente decorados con caligrafía árabe o filigrana de oro

Lado a lado con sillas de plástico, ventiladores de techo, tiritas de papel metalizado y tinglados de aluminio

Es que a diferencia de palacios, jardines o fuertes, estos edificios siguen en pleno uso!

Los descendientes del santo (pir), encargados de la administración del santuario, los mantienen periódicamente con las ofrendas de los peregrinos. Muchas veces les adosan (como en el de Dáta Darbar) enormes complejos adyacentes para albergar a los fieles

Mayormente con arquitectura utilitaria moderna, pero en otras ocasiones imitando o continuando tradiciones decorativas – como las pantallas de mármol perforado (yalis) de la era mogol..

En los santuarios el genio artesanal del pueblo ecuentran una vía milenaria de expresión: madera, metales, mayólicas, tracerías, mármol, piedra, ladrillo,  son trabajados por ofrebres que muchas veces crean intrincadas obras de gran valor en el legado artístico del Islám

Los santuarios sufíes invariablemente figuran en todo material turístico impreso por el gobierno de Paquistán

Abajo y arriba, fotos de santuarios en todo el territorio de Paquistán

La última de arriba, y la primero de abajo, muestran el mausoleo de Golra Shariff en Islamabad

Bajo su cúpula de mármol está exquisitamente esculpido y recubierto de alfombras. Por afuera tiene adosados toldos para proteger del sol..

(cliquear para ampliar las fotos)

sufi-at-nizamuddin-shrine.jpg

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: